lunes, 15 de mayo de 2017

Miles de compañías en China y Japón afectadas por ciberataque Más de 30 mil empresas e instituciones educativas fueron vulneradas por el ransomware 'Wanna Cry', que pide dinero para recuperar el acceso a los datos almacenados en las computadoras.

Aumentan las víctimas del ciberataque al reiniciarse la jornada laboral en Asia.

Las autoridades chinas alertaron este lunes de los "desafíos sin precedentes" a la seguridad informática a raíz del ciberataque global, que según estudios independientes ha afectado ya a unas 30,000 empresas e instituciones educativas del gigante asiático desde que comenzó a propagarse el viernes.
La Administración del Ciberespacio de China emitió un comunicado en el que explica que el ransomware ‘Wanna Cry’ ha afectado a "algunas empresas y oficinas del Gobierno" en el país, y añadió que los medios han contribuido a "aumentar la concienciación" sobre el peligro del virus y a "contener la propagación del ataque".
Propagación masiva. Un análisis de la compañía de antivirus china Qihu 360 cifró el número de infectados en "miles de ordenadores": 29,372 de compañías u organismos oficiales (especialmente en las provincias orientales de Jiangsu y Zhejiang), de los cuales 4,341 pertenecen a instituciones educativas, las más afectadas.
Entre los afectados por el ataque en China, cuyo número continúa en aumento, se encuentran hospitales, estaciones de tren, universidades, oficinas gubernamentales y de correos o gasolineras. También figura el gigante petrolífero estatal CNPC, que tuvo que desconectar de los servidores más de 20,000 estaciones de servicio y solo permitió pagos con efectivo, aunque aseguró que ya ha recuperado el control del 80 % de sus redes internas.
También en Japón. Unas seiscientas empresas niponas, entre las que se encuentran Hitachi y Nissan, también resultaron afectadas por el ciberataque aunque el Gobierno japonés valoró el impacto como bajo.
Según reveló el Centro nipón de Coordinación del Equipo de Respuesta de Emergencia de Ordenadores, alrededor de 2,000 ordenadores de 600 compañías diferentes se vieron afectados por ‘Wanna Cry’. (EFE)
‘WANNA CRY’
Es un virus que limita o impide a los usuarios el acceso al ordenador o ficheros a menos que paguen un rescate. A este tipo de malware se le conoce como ransomware.
Está basado en EternalBlue, aplicación "desarrollada por la Agencia Nacional de Seguridad (NSA) estadounidense para atacar ordenadores" que utilicen el sistema operativo Microsoft Windows, para lo que aprovecha los agujeros de seguridad.

El ciberataque tuvo un alcance global.
La pantalla que ven las víctimas de 'Wanna Cry'.
Publicar un comentario