miércoles, 24 de mayo de 2017

Tres nuevos detenidos en relación con el atentado en Manchester Ya son cuatro los detenidos por el ataque suicida del lunes en Manchester, uno de los cuales es, según la prensa británica, el hermano del autor.

La Policía británica sigue investigando el ataque suicida del lunes y buscando a posibles cómplices.

Tres hombres fueron detenidos este miércoles en el sur de Manchester en relación con el atentado del pasado lunes en esa ciudad del noroeste de Inglaterra (Reino Unido), en el que 22 personas murieron y 64 resultaron heridas. Los arrestos fueron confirmados por la Policía británica.
Los detención de estos tres sospechosos, cuyas identidades no fueron reveladas, se dan luego de que los agentes registraran viviendas de esa parte de la ciudad. La Policía ya había detenido el martes a un hombre de 23 años, también en el sur de Manchester, presuntamente relacionado con el atentado, que según la BBC se trata del hermano de Salman Abedi, autor del ataque suicida. Con él ya son cuatro los detenidos por la investigación del atentado.
¿Complicidad? De acuerdo con el mismo medio, Abedi usó un artefacto explosivo fabricado por otra u otras personas para cometer el atentado, lo que reforzaría la sospecha de que el suicida pertenecía a una red terrorista más amplia. La ministra de Interior, Amber Rudd, dijo que "parece probable" que Abedi no actuó solo y agregó que el terrorista, nacido en Manchester de padres libios, era conocido "hasta cierto punto" por los servicios secretos británicos.
Ante la posibilidad de que el terrorista sea parte de una célula terrorista, el martes por la noche el Gobierno decidió elevar al más alto el nivel la amenaza terrorista contra el Reino Unido, lo que supone que otro ataque puede ser inminente. Como parte de las medidas de seguridad, se canceló el tradicional cambio de guardia en el Palacio de Buckingham, residencia oficial de la reina Isabel II, y se suspendieron las visitas al Parlamento.
El ataque. El ataque contra el estadio Manchester Arena fue presuntamente perpetrado por un único terrorista suicida, Abedi, que detonó un artefacto explosivo a la salida de un concierto de la cantante Ariana Grande. El ataque se produjo al término del show, cuando el autor de la masacre detonó un explosivo casero y mató al menos a 22 personas e hirió a otras 64, entre ellas muchos niños.
Según informó el diario británico The Guardian, la Policía de Manchester desplegó agentes alrededor de la mezquita Didsbury, en el sur de esa ciudad, adonde acudían, al parecer, el terrorista suicida y algunos de sus familiares. Allí permanecen desde que se produjo el ataque, de acuerdo con este medio, un furgón policial, una unidad de video y varios agentes uniformados. (Con información de EFE)
Publicar un comentario